Si un individuo puede emitir una factura

Cada contribuyente que vende a particulares se ve obligado a registrar la facturación utilizando una caja registradora. Luego cree, permitiéndole hacer acuerdos apropiados con las autoridades fiscales. Por lo tanto, se refiere a las disposiciones de & nbsp; ley y es obvio.

¿Qué pasa con una caja registradora rota?

Vale la pena ser entregado a tal reserva en tales cosas. Su ser no es un requisito legal, está en el establecimiento de cada inversionista pensar con anticipación en tal salida. Idealmente se reúne en una nueva forma de situaciones de emergencia que requieren la reparación del equipo adecuado. El contenido de la Ley del IVA establece claramente que, en caso de no poder crear registros de rotación utilizando una caja registradora de reserva, el contribuyente debe dejar de realizar ventas. La caja registradora de reserva puede proteger contra cualquier tiempo de inactividad de empresario innecesario e incapaz en la práctica. Vale la pena recordar que el deseo de tener propiedades de la caja registradora de reserva debe informarse a la oficina de impuestos, informar sobre fallas en el equipo y enviar mensajes sobre el dispositivo de reemplazo.

Desafortunadamente, como se ha agregado ahora, la falta de una caja registradora, incluida una caja registradora de reserva, se compromete a dejar de vender. Entonces no es posible finalizar la venta, y tales órdenes son ilegales y pueden aplicar las consecuencias en el papel de grandes cargas financieras. Sin mencionar la calidad en la cual el contratista reclamará el recibo apropiado.

Debería ser fácil informar sobre la falla del servicio que repara cajas registradoras e impresoras fiscales de posnet, pero también a las autoridades fiscales sobre una interrupción en la creación de registros de movimiento para el momento de la reparación del dispositivo y, por supuesto, los clientes sobre el agujero en las ventas.

Solo en el caso de las ventas por Internet, el empresario no tiene que detener su propio negocio, sin embargo, implica varias condiciones: los registros deben indicar claramente para qué producto se ha aceptado el pago; El pago debe hacerse por correo electrónico o correo postal. De esta forma, el vendedor - contribuyente, será perfecto hasta el último para insertar una factura con IVA.